Libro "Creatividad Aplicada"

Habilidades y técnicas esenciales para el desarrollo de la creatividad, la innovación y la resolución de problemas.

Share →

Un caso de éxito… Se trata de la empresa -en la que laboran más de 60 personas- del colombiano Miguel Caballero, quien tiene entre sus clientes al presidente de su país, Alvaro Uribe; al de Venezuela, Hugo Chávez; a Víctor Gonzalez Torres, Carlos Slim, y a “varios de los candidatos a la Presidencia de México”, que por razones de seguridad, dice Caballero, no revela sus nombres.

Miguel Caballero también es proveedor “del ejército, la policía, la Armada, y de la fiscalía colombianas. El 90 por ciento de los chalecos son vendidos por nosotros, pero ese aval lo hemos ganado por la calidad de nuestros productos, por pruebas, por precio, son licitaciones públicas que hemos ganado, aunque tenemos una estrategia de vender más en el extranjero que en Colombia. Del cien por ciento de las ventas, 20 por ciento son para Colombia”, asegura en entrevista con La Jornada vía telefónica.

México “es mi principal objetivo actualmente, pero no significa que sea el país más violento o el de mayor delincuencia. Lo que digo es que México es un país con problemas de seguridad, además, es de las naciones con mayor número de ricos. En ese orden de ideas hay una oportunidad de mercado como la puede llegar a tener Hugo Boss, Armani, Cartier o cualquiera que esté dirigido a un estrato alto. Es un mercado importante que sigue siendo prioritario, y por eso le prestamos toda la atención del mundo”.

Agrega: “México, al igual que Brasil o países del Medio Oriente (árabes, sobre todo) pueden estar en nuestra prioridad si tenemos en cuenta que estamos dirigidos a un nivel alto”.

Caballero, quien vende en Europa, Estados Unidos y América Latina, tiene información de un estudio de mercado que dice: “entre 25 y 30 por ciento de la población es rica en México. Desde hace unos años, el Aeropuerto Internacional de Toluca es el que tiene el mayor número de jets privados en el mundo; además, de las cien familias más ricas que existen en el mundo -según publica la revista Fortune- más de 20 están en México. Lo que quiere decir que es un país para un producto de gama alta como el nuestro”.

Productos para gente VIP

Miguel Caballero asegura que su mercancía “no tiene relación con la violencia que vivimos en Colombia. Yo no vendo armas, no promuevo la guerra, simplemente inventé un producto que satisfizo la necesidad del personaje VIP (persona muy importante, por sus siglas en inglés) que hoy no querían ponerse un chaleco antibalas.

Que nuestros productos hubieran nacido en Colombia o en otra parte del mundo dice mucho y no dice nada, porque hoy, casualmente, las empresas que nos quieren copiar están en Estados Unidos. Se ha estigmatizado a Colombia, donde sí hay problemas de violencia y delincuencia, pero no significa que por ello hubiéramos salido de acá. Como vivimos ese problema tuvimos el aprendizaje y queremos darle al mundo una solución”.

Este negocio surgió cuando Miguel Caballero observó que uno de los guardaespaldas de una compañera de universidad, en Bogotá prefería asumir riesgos usando bellas chaquetas de cuero en vez de sus incómodos chalecos antibalas, que dejaba en los autos. Ahora incluso vende sotanas para sacerdotes “amenazados por sectas satánicas”.

Sobre si es ropa incómoda dice: “quien no se la ha puesto o el que se ha puesto las prendas que no son las nuestras, o las copias viles que salen ahora en el mercado, puede decir eso.”

Miguel Caballero vende chamarrras, chalecos, guayaberas, ropa interior, camisas, y ya tiene una línea de ropa femenina. Todas se hacen sobre pedido.

Fuente: UNAM

3 Responses to Miguel Caballero: el Armani de los chalecos anti-balas

  1. Clarayovi dice:

    jejeje todo sea por la seguridad de las personas..!!